EL MARKETPLACE INDUSTRIAL
para empresas y profesionales

Equipos de filtración para laboratorio

Dependiendo del tamaño de las partículas a retener y de la pureza requerida, las técnicas de filtración para laboratorio pueden ser diferentes. Los denominados concentradores de flujo tangencial utilizan cartuchos que pueden contener filtros de diferente tamaño de paso o membranas de ultrafiltración. Estos concentradores se utilizan conjuntamente con bombas de laboratorio a las que se acoplan. La concentración por absorción de disolvente es un método muy sencillo, en el que el fluido que se pretende filtrar se hace pasar a través de una membrana de ultrafiltración que es la que retiene las partículas sólidas de tamaño superior a su tamaño de poro. La ósmosis inversa es otra técnica de filtración en la que se utiliza una membrana especial a través de la que se fuerza el paso, gracias a la aplicación de una presión determinada. Esta técnica se puede utilizar conjuntamente con otros procesos de separación, como la centrifugación. Las técnicas de intercambio iónico se pueden utilizar en columnas de cromatografía, permitiendo separaciones muy complejas, como la eliminación de virus o el fraccionamiento de proteínas.

.CP-CTU-4293291508