Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para una mejor experiencia y servicios. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Para más información, visite nuestra Política de Cookies

A través de un contrato de renting, las empresas que fabrican o distribuyen cualquier producto que necesita ser embalado o flejado, acceden a las mejores máquinas de embalaje sin necesidad de realizar una fuerte inversión, a cambio de una cuota mensual.

Un renting, o un alquiler de un bien a largo plazo de un determinado tipo de bien de alta depreciación, es una modalidad que da derecho al uso y disfrute de dicho bien durante un tiempo determinado. Esta modalidad de contrato, cuyo ejemplo más conocido es el renting de vehículos (que se incrementó en un 20% este último año), está muy extendida entre las empresas, que ven en el renting una cuota deducible que se refleja en la cuenta de resultados como un gasto más y al no necesitar un capital inicial importante, la empresa goza de mayor liquidez que le permite invertir en otros aspectos.

Fromm Embalajes, líder en el sector del embalaje en España, ha incrementado en un 15% las ventas de maquinaria durante el ejercicio del 2006, pero ha incrementado también el alquiler de maquinaria para el embalaje un 30% entre los años 2004 y 2006.

Una de las ventajas del renting de maquinaria automática es que permite cambiarla con mas facilidad permitiendo hacer modificaciones en el embalaje de diferentes productos, - en la mayoría de los casos este sistema de alquiler incorpora el servicio de mantenimiento y reparación incluido, con ello se crea una tranquilidad en los procesos productivos que de este modo sufren menos paros.

A través del renting, las empresas, cuya evolución e innovación es constante, pueden disfrutar de la maquinaria para el embalaje tecnológicamente más avanzada, puesto que esta modalidad contempla el cambio, reemplazo o sustitución de la maquina cuando ésta esté obsoleta.

Fromm Embalajes, que ofrece asesoramiento técnico para obtener la solución ideal en cada caso y fabrica y distribuye los materiales consumibles necesarios para cada maquina, se adapta a las necesidades de cada empresa y asesora en cada caso para obtener el máximo rendimiento de dichos sistemas para conseguir la mejor protección para el producto.

Cada tipología de empresa requiere una forma determinada de obtención de maquinaria para la protección de sus productos, y el renting es la modalidad que más ha aumentado en los últimos tiempos.

Según Javier Mulero, director de Fromm Embalajes, “el renting es una modalidad de obtención de maquinaria que crece muy rápidamente porque permite al empresario obtener un bien que le ayuda a enviar sus productos de forma segura, sin que sufran daño alguno durante el transporte y sin necesidad de realizar una inversión, cosa que permite a empresas pequeñas acceder a todo tipo de maquinaria”.