EL MARKETPLACE INDUSTRIAL
para empresas y profesionales

La nueva gama de carretillas eléctricas Linde E12 - E20 se centra en la eficiencia

  • 31/03/2014, Pallejà (Barcelona)

  • Estos nuevos modelos suman alta productividad y bajo consumo de energía para adaptarse a las necesidades individuales de cada actividad.

 

Solicitar información y/o presupuesto

 

Se ha producido un error y no se ha podido enviar la informaciónNo se ha podido enviar parte de la información.
Por favor, vuelva a intentarlo
Por favor, inténtelo de nuevo

Las carretillas eléctricas de tres y cuatro ruedas con capacidades de carga entre 1.200 a 2.000 kg se encuentran entre las carretillas elevadoras más utilizadas tanto en los centros logísticos y plantas de producción. Con una nueva generación, la nueva serie Linde E12- E20 EVO, el fabricante de carretillas elevadoras Linde Material Handling (LMH) ha vuelto a mejorar técnicamente sus modelos más demandados, añadiéndoles nuevas características de equipamiento y adaptándolos a las exigencias cambiantes, como el uso frecuente al aire libre. Los diferentes programas de conducción dinámica permiten, además, un equilibrio perfecto entre una alta productividad y un bajo consumo de energía, adaptable a las necesidades individuales de cada actividad.

Este éxito no es casual. Los aspectos técnicos destacados, como por ejemplo, el eje de tracción compacto con módulos de potencia integrados y tracción delantera de dos motores, el eje de dirección combi, así como el mando por doble pedal, juntamente con el cuidadosamente estudiado concepto ergonómico, convierten desde hace años las carretillas eléctricas de Linde en un referente en el sector de la manutención.

Visualmente, la nueva serie de carretillas eléctricas es reconocible por la «aleta de tiburón» de color negro serigrafiado sobre el chasis rojo del vehículo y por el logotipo de EVO. En el interior del vehículo, un nuevo sistema de control electrónico optimizado reduce en hasta un 16 por ciento, en comparación con la serie anterior, el consumo de energía y las emisiones de CO2. Además, y gracias a la mejora de las curvas características del sistema electrónico, las máquinas disponen de una mayor empuje en la conducción cuesta arriba y al remolcar cargas.

Para el nuevo cargador de alta frecuencia incorporado, que se encuentra alojado en el contrapeso y que permite una carga flexible a través de cualquier toma de corriente, la nueva serie ofrece, como equipamiento estándar, una ventilación activa, que facilita el proceso de carga de la batería, pues ya no es necesario abrir la cubierta de la batería ni la puerta o las ventanas de la carretilla durante dicho proceso.

La posibilidad de poder aprovechar óptimamente las reservas energéticas las ofrece un indicador en tiempo real, que registra exactamente el consumo energético y muestra a través de la pantalla multifunción, y con precisión de minutos, el tiempo de autonomía restante de la batería. Esto redunda en una mayor seguridad en la planificación para el conductor y evita las descargas profundas, que son perjudiciales para la batería.

Mayor confort para un trabajo más productivo

La productividad efectiva de las carretillas también está condicionada por el rendimiento del conductor. Ofrecer a éste un máximo apoyo equipando su puesto de trabajo de forma confortable, ha sido otro de los objetivos durante el desarrollo, de estos vehículos que ha quedado reflejado, por ejemplo, en la nueva generación de asientos y reposabrazos o en el peldaño de generosas dimensiones. El acolchado del asiento del conductor ha sido concebido específicamente para las carretillas Linde y ofrece una mejor distribución de la presión sobre el asiento. Al mismo tiempo, los asientos han sido optimizados nuevamente en términos de vibraciones, lo cual, en combinación con el concepto de desacoplamiento entre el eje motriz y el chasis, se traduce en un valor de vibraciones corporales aún más reducido. El reposabrazos acolchado está dotado de una tapa abatible, que da acceso a un compartimento donde el conductor puede guardar sus efectos personales.

Seguridad incorporada

En muchas empresas, una de las normas de máxima prioridad es evitar los riesgos de accidente. En este sentido, una característica adicional de seguridad, que confiere una sensación de tranquilidad tanto a los conductores como a los titulares de los vehículos, es el freno de estacionamiento, que se activa automáticamente cuando para la carretilla y que forma parte del equipamiento estándar de la nueva serie. Así, el vehículo queda inmovilizado una vez el conductor abandona la carretilla. Asimismo, el freno de estacionamiento evita el retroceso incontrolado en rampas. Al pisarse el pedal del acelerador, el freno de estacionamiento queda desactivado.

Con la gran variedad de modelos de la nueva generación de carretillas eléctricas, Linde MH satisface otro de los requisitos importantes de los clientes. Estos pueden escoger entre un total de 19 variantes entre los distintos modelos, empezando por la carretilla Linde E12 con 1.200 kg de capacidad de carga y 24 voltios, y acabando por la carretilla Linde E20 PHL de 2.000 kg de carga nominal y una batería de 48V y 930 Ah de capacidad.

Teléfono
Ver teléfono
Página web
Visitar Web
E-mail
Enviar Mail
Dirección Avda. Prat de la Riba, 181
08780  Pallejà
Barcelona - ESPAÑA
(Haga click aquí para ver mapa)