Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para una mejor experiencia y servicios. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Para más información, visite nuestra Política de Cookies

Esta instalación ha sido efectuada por una empresa colaboradora de MET MANN y en ella se han instalado tres equipos de enfriamiento evaporativo, modelos Eco Cooler, con un caudal de aire de 16.000 m³/h cada uno y con salida de aire fresco en la parte superior.

El aire fresco es impulsado por un ventilador axial ubicado en el interior del equipo y se canaliza por una red de conductos hasta llegar a un difusor metálico, que distribuye el aire a tres direcciones con la finalidad de abarcar la máxima superficie a climatizar.

Gracias al sistema de acondicionamiento evaporativo podemos conseguir descensos de temperatura de 10-12º cuando las temperaturas son altas y el grado de humedad bajo.

Consumo energético

La tecnología utilizada en nuestros climatizadores evaporativos MET MANN nos permite obtener ahorros energéticos de hasta el 80%. En esta instalación, por ejemplo, tan solo se ha precisado 3.300 W de potencia eléctrica.

Esto se consigue gracias a la tecnología de enfriamiento natural por evaporación de agua. Para su funcionamiento, se precisa de un ventilador de aire y una bomba que distribuye el agua en unos paneles enfriadores por los que pasa el aire exterior, cediendo parte de calor y aumentando el grado de humedad.

Instalación

La instalación básica de un acondicionador evaporativo industrial consiste en una toma de agua de la red general, una toma eléctrica monofásica o trifásica, dependiendo del modelo seleccionado, y una red de conductos para dirigir el aire tratado al interior del recinto a climatizar.

Aproximadamente los costes de instalación son un 25% más económicos que la instalación de un sistema de climatización tradicional.