Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para una mejor experiencia y servicios. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Para más información, visite nuestra Política de Cookies

Con el inicio del primer turno, la producción de carretillas contrapesadas con motores eléctricos y de combustión interna después de una pausa de dos semanas. Todas las fábricas de Jungheinrich han vuelto a ser operativas.

Jungheinrich interrumpió la producción en la fábrica de Moosburg el 27 de marzo debido a la escasez de entregas en el suministro de materiales por parte de los proveedores de componentes como consecuencia de la crisis del Coronavirus. Según la planificación, las existencias relevantes se reponían durante el descanso de producción.