Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para una mejor experiencia y servicios. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Para más información, visite nuestra Política de Cookies

Boxmotions, fundada en Barcelona en 2016 por Pol Karaso y Alex Corbacho, es una empresa dedicada a las mudanzas y almacenamiento de bienes personales. Pero no se trata de un trastero al uso, la empresa propone una relación diferente con nuestras cosas físicas a través de la tecnología. Ellos lo denominan algo así como "tu trastero inteligente" en el que puedes almacenar desde discos de vinilo hasta muebles pesados sin cargar nada y al que puede acceder en cualquier momento desde tu catálogo online donde gestionas todo lo que tienes almacenado con ellos.

Para llevar a cabo su actividad, además del soporte tecnológico, la compañía necesitaba dar una solución de embalaje para los artículos a almacenar. La compañía buscaba un embalaje reutilizable, seguro y que protegiera los artículos de sus usuarios del entorno (humedad, polvo, etc.). A su vez, necesitaban que el embalaje fuera estético pues los usuarios reciben el embalaje de forma gratuita en su casa, guardan las pertenencias que desean y posteriormente, Boxmotions pasa a recogerlas para guardarlas en sus Instalaciones de Barcelona o Madrid.

Desde Plasgad, vimos claro que el nuevo diseño de la serie de cajas con tapa integrada, Magnum PRO era la idónea para satisfacer su actividad, pues la mayoría de los artículos que guardan sus usuarios son juguetes, ropa y menaje. Tras las pruebas pertinentes con las cajas de muestra, Boxmotions se decantó por el contendor de 60L de capacidad ya que por motivos de seguridad y ergonomía de sus trabajadores, limitan el peso máximo de la caja a 25kg, aunque la capacidad de la caja sea mayor.

Una vez seleccionado el modelo de caja, se propuso la personalización estética de las cajas con su logotipo y color corporativos:

Tras un año de trabajo con la Magnum PRO, Javier Pineda - Director de calidad, indica que "las cajas de Plasgad son especialmente interesantes para nosotros porque son reutilizables y brindan una protección insuperable a los artículos de nuestros clientes. En comparación a las cajas convencionales de cartón, protegen los artículos del polvo, humedad y cualquier otro factor externo que pueda deteriorarlos. Además, gracias a sus agarres ergonómicos son cómodas para manipular y fáciles de trasladar desde la casa de nuestros clientes a nuestro almacén".

Otro aspecto que valora Javier, es la opción de colocar bridas con numeración única para cerrar las cajas. De esta manera, pueden asegurar que las cajas son infranqueables y que las pertenencias de sus clientes están seguras. También declara que las dimensiones de la caja (60x40 cm) y el hecho de que se puedan encajar una dentro de otra y apilar una sobre otra, supone una gran ventaja para sus operaciones. "Gracias a ello, podemos optimizar los espacios en nuestro almacén logrando que el usuario pague solo por el espacio que ocupa y así, ser más eficientes en relación a otras empresas del sector".

La compañía catalana pretende dar el servicio más completo de almacenamiento de artículos y facilitar su gestión en la nube. Apuestan por la tecnología, y aunque actualmente estén presentes en Madrid y Barcelona, sus planes de expansión alcanzan Europa en los próximos años, donde su interés es "hacer la vida de las personas más cómoda y fácil, para hacer espacio a las cosas importantes de la vida".